lunes, 14 de julio de 2014

No me llames gorda, llámame zorra.

gordo, da.

(Del lat. gurdus, voz de or. hisp.).
1.  adj. De abundantes carnes.



The Mindy Project. Maravilla.

      A qué gordo no le han dicho gordo alguna vez? Pero cuéntame algo que no sepa, quillo!. Lo mismo a las gordas, eh, no os penséis que con las chiquillas/muchachas/mujeres se tiene más delicadeza, al contrario, es nuestro punto débil histórico. De siempre, que yo recuerde, me lo han dicho. Desde el típico gorda, vaca y derivados hasta mandarme a casa y cerrar la puerta desde fuera con 7 candados. Las gordas no deberían salir a la calle, me dijeron. Qué cabrones! Yo seguí saliendo a la calle, qué remedio, pero los insultos poco a poco te van haciendo más pequeño e invisible hasta casi desaparecer. Entonces vi por ahí que la palabra gordo o gorda solo es un insulto si nosotros queremos, empecé a hacer bromas sobre mi gordura, a llamarme culo gordo, porque era verdad y solo un adjetivo, soy gorda y aquí estoy.

 
Esos cuernos!

    Entonces fue cuando comprendí que ya no lo quería ser más, eso fue hace unos 7 u 8 meses. Me dije, Lucía eres una gorda, levanta el culo que te vas a morir amargada de la vida, tendrá que venir la grúa a por ti y vas a pasar vergüenza hasta muerta, que manda cojones. Así me busqué el plan perfecto para mí, una dieta acorde a mis gustos, osea, en la que se puede comer de todo y sin grandes restricciones, levanté el culo del sillón y hasta hoy, que sigo con mi lucha, ganando pequeñas batallas en forma de kilos menos que saben a gloria bendita.

    Ahora ya no me da pudor (sí, pudor) decir la palabra gorda o gordo. Yo me lo llamo a mí misma y no se ha acabado el mundo. Es más, siempre voy a ser una gorda, ya sea física o mentalmente, es lo que hay, lo he aceptado y le he puesto remedio.

A petarlo!

    Ahora a aquellos que me llamen gorda con mala baba les contestaré:        LLÁMAME ZORRA! 

En este post ha aparecido la palabra gordo/gorda 14 veces.